jueves, 18 de febrero de 2010

Cactus en miniatura

Ayer compré un cactus y una mesita de noche para la casa de Madison. También fui a comprar la barandilla para las escaleras pero las que tenían en la tienda no eran el modelo que yo quería, así que tendré que esperar dos semanas a que llegue el pedido a la tienda. También tendré que esperar por el grifo en miniatura para la cocina, porque ya no les quedaban (¿la gente que tiene casitas en miniatura se dedica a coleccionar grifos?) y bueno, tengo que comprar cinta adhesiva de doble cara de la gruesa, para pegar la estantería de la cocina y el cuadro del grito, porque con la cinta fina se despegaron y acabaron en el suelo (menos mal que no se rompió nada).

Esta tarde preparé mis "utensilios" y me entretuve preparando el cactus para Madison:
1º: Dispuse los materiales:


2º: Saqué el cactus de la maceta, eso si, con un guante y mis manos. La garra metálica la usé para la foto, no sirve para esas cosas. XDDD en realidad es un recoge cubitos, para el hielo.


3º: El cactus fuera de la maceta. Ahora toca quitarle la tierra y separar los tres mini-cactus:


4º: Transplanté cada cactus a una maceta diferente. El más pequeño fue a parar a un bol de terracota:


Qué pequeño es, pero hay que ver cuánto pincha...


Y así, Madison celebró el tener una planta de verdad en casa:


Y mini-pollo también lo celebró, claro:

Después de esto hice una sesioncilla a Madison, correteando por la casa, navegando con su mac...
Espero con ansia el día en el que fairyland me notifique que el pongpong ha sido enviado. ¡¡¡Lo necesito yaaaaa!!!

Y para acabar, Madison y su gran adquisición:


Si, es un valioso cuadro, con historia.

Historia de un cuadro, por Pollo:
Este cuadro fue pintado por un pollo loco que vivía en una cueva rodeado de cabras. Se alimentaba a base de piedras y hojas de helecho, y así le fue. En una ocasión, mientras caminaba por el borde de un barranco para entretenerse, vio algo que sus ojos no pudieron olvidar: era la visión de un pollo gigante, con gabardina, que gritaba sujetándose la cabeza. El pollo loco pensó que era una aparición divina, pero en realidad el pollo tenía dolor de muelas (aunque los pollos tengan pico y no dientes, pero la historia es así). Durante mucho tiempo pensó en la visión y pintó este cuadro cuando no tenía nada mejor que hacer. Previamente le salió un churro, pero después le salió esta obra de arte. Durante mucho tiempo vivió solo hasta que le salió barba, y después, murió al precipitarse contra una seta gigante. FIN
Nota 1: no tiene sentido.
Nota 2: fue escrito por un pollo, qué se va a esperar.
Foto de pollo instantes después de escribir este relato:

^_______^

2 comentarios:

  1. eso!!! yo compre unos hoy, gracias por informarme que puedo separarlos

    ResponderEliminar